Cómo cubrirse de la inflación a través de la inversión inmobiliaria

Cómo cubrirse de la inflación a través de la inversión inmobiliaria

Sin duda, una de las preguntas que nos haremos como inversores cuando se acerca o en pleno periodo de inflación es la siguiente: ¿Cómo cubrirse de la inflación?

Si usted como inversor quiere proteger su cartera y patrimonio de una posible inflación, lo más importante es que entienda en todo momento los riesgos de que se produzca. Sin embargo, también es importante estudiar los efectos de la inflación en cada clase de activo. Nosotros, por nuestra especialidad, vamos a analizar los efectos de la inflación en inmuebles, centrándonos más concretamente en lo que puede ocurrir en locales comerciales.

El riesgo de inflación tiene que ser analizado ante todo el abanico de posibilidades de entornos inflacionistas. No únicamente cuando ya se ha producido la inflación, sino también cuando los precios se mantienen, suben o bajan.
Hay varios factores que hay que tener en cuenta a la hora de poner en marcha estrategias para reducir el efecto de la inflación, entre ellos:
Las expectativas de inflación, el horizonte de inversión, las necesidades del inversor y los costes de una estrategia concreta.

¿Qué ocurre en el caso de los locales comerciales o naves industriales?

Desde Inverpremium afirmamos que inmuebles terciarios como locales comerciales, edificios, naves industriales, etc, ayudan a mitigar el efecto de la inflación.
En periodos de subidas de los precios, y gracias a que los ingresos que se generan mediante los alquileres se mueven con la inflación, ya que en muchas ocasiones están directamente relacionados. Esto es más notorio todavía con contratos de alquiler a corto plazo.
 Las rentabilidades totales de estos inmuebles no están directamente relacionados con la inflación, pero si es cierto que las rentabilidades por rentas de alquiler han ofrecido han supuesto una manera de mitigar la inflación desde los 80.

El efecto de la revalorización en los locales

La revalorización de los inmuebles puede provocar dos principales consecuencias:
1. Efecto riqueza positivo
2. Que la demanda vuelva a despuntar.
Por estos dos motivos, a menudo la inflación suele ser paso posterior a dicha revalorización.
 La evolución a largo plazo de este tipo de inmuebles está relacionada con las rentabilidades que se consiguen con los alquileres que pagan los inquilinos. Es por esto que este tipo de inmuebles se comportan bien en periodos de inflación media-baja.